QUE ES EL FENÓMENO DEL NIÑO

EL NIÑO

En condiciones normales, los vientos superficiales del este en las zonas ecuatoriales (vientos alisios) conducen las aguas superficiales del Pacífico ecuatorial hacia el oeste, favoreciendo la ocurrencia de tormentas intensas en esa región.

 

En compensación, los vientos alisios provocan que aguas relativamente frías surjan en la costa de Sudamérica sobre el Pacífico ecuatorial. 


Durante el fenómeno de El Niño, los vientos alisios se debilitan y como consecuencia, las masas de agua caliente y las zonas de máxima precipitación se desplazan hacia el centro del Pacífico ecuatorial, lo que provoca que aguas anormalmente más calientes se extiendan hasta la costa de Sudamérica.


QUE ES EL FENÓMENO DEL NIÑO


 Por el contrario, cuando se produce una intensificación de los vientos alisios y, por consiguiente, un enfriamiento anómalo de las aguas del Pacífico ecuatorial, se desarrolla el fenómeno opuesto conocido como La Niña. 


Le recomendamos ver: EL video El Fenomeno del Niño 



Se observa en las figuras que los cambios en el océano no se circunscriben a su superficie, sino que afectan su capa superficial (termoclina) lo que se caracteriza por tener una fuerte variación de la temperatura. 


Los procesos de evaporación/condensación que ocurren en el Pacífico ecuatorial durante un fenómeno de El Niño transfieren enormes cantidades de energía del océano a la atmósfera por medio de los procesos de evaporación y condensación


Las observaciones atmosféricas indican que existe un calentamiento general de la atmósfera global unos pocos meses después de un fuerte evento de El Niño.

 

Esa energía adicional presente en la atmósfera durante este fenómeno altera la circulación atmosférica a escala planetaria y provoca cambios en los patrones de precipitaciones y temperatura en regiones alejadas de la zona en que se produce El Niño.


 El sudeste de América del Sur una de las regiones en donde el impacto de El Niño sobre las precipitaciones es mayor. 


Los fenómenos de El Niño se producen en promedio cada cuatro años y generalmente se inician durante nuestro otoño y duran alrededor de un año. Los dos episodios más intensos se produjeron entre 1982 y 1983, y entre 1997 y 1998


El que se produjo entre abril de 1982 y julio de 1983 es considerado el más intenso del último siglo y produjo sequías devastadoras en Australia, en el nordeste de Brasil y en el sur de África, e inundaciones en regiones normalmente áridas de Chile y Perú, así como en el sudeste de Brasil y nordeste de la Argentina. 


El fenómeno que se produjo entre abril de 1997 y abril de 1998 fue también extraordinariamente intenso con consecuencias catastróficas en varias regiones del mundo.


 Una situación diferente se registró entre abril de 1988 y abril de 1989 cuando tuvo lugar un fenómeno de La Niña extremadamente intenso. 


Predicción del niño y sus impactos 


Las variaciones en el sistema océano atmósfera se monitorean constantemente con un sistema de medición muy poderoso, que incluye observaciones satelitales, estaciones meteorológicas, barcos, aviones, etc. 


QUE ES EL FENÓMENO DEL NIÑO


En especial, la instalación de un conjunto de boyas y correntómetros a lo largo del Pacífico tropical mejoró el conocimiento del estado de la atmósfera y el océano en esa región clave para El Niño. 


En la actualidad, el conocimiento más detallado del clima ha permitido el desarrollo de programas computacionales para realizar su predicción. 

Tales modelos se alimentan del monitoreo global de la atmósfera y del océano, y proporcionan información sobre su evolución en los siguientes meses o años. 


En el caso del fenómeno de El Niño hay dos tipos de predicción involucrados. Uno se refiere a la predicción de las condiciones del océano y la atmósfera sobre el Pacífico que permiten determinar el inicio de un nuevo fenómeno de El Niño o de La Niña


QUE ES EL FENÓMENO DEL NIÑO


El otro tipo de predicción está destinado a pronosticar el impacto en el clima global ante el desarrollo determinado de El Niño. 

Si bien la fiabilidad de ambos pronósticos todavía está lejos de ser perfecta −en particular, la predicción del desarrollo del fenómeno El Niño resulta de mejor calidad−, los dos proporcionan valiosas indicaciones respecto de las condiciones climáticas de gran impacto en las actividades humanas.


DESCARGAR PDF GRATIS

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: